Tratamientos para frenar la caída del cabello en hombres y mujeres


En España, el 50% de la población masculina padece alopecia a los 50 años. Una cifra que aumenta un 10% cada diez años. Aunque bien es cierto que en la mayor parte de los casos el origen es genético, los malos hábitos, el estrés u otras enfermedades hacen que el cabello se debilite y termine cayéndose. Con el fin de remediarlo, y movido muchas veces por la desesperación, se recurre a un sinfín de tratamientos que prometen ser beneficiosos para la calvicie, pero la mayoría son un reclamo comercial y no está demostrado que tengan ningún resultado positivo. Es el caso, por ejemplo, del champú anticaída.

Sin embargo, es posible tratar e, incluso, ralentizar la alopecia, y para ello existen otras fórmulas que sí son efectivas. En Clínica Injerto Capilar Doctor Antonio Burgos se ofrecen varias alternativas contra este problema. En la actualidad, las dos terapias farmacológicas más eficaces destinadas a frenar la pérdida de pelo son el minoxidil y el finasteride.

Tratamiento capilar de la alopecia con medicamentos (fármacos)

Minoxidil: fortalecimiento del cabello

El minoxidil es un medicamento vasodilatador que se emplea para el tratamiento tanto de la alopecia masculina como de la alopecia femenina. Este fármaco, de uso tópico -normalmente en forma de loción-, fortalece los cabellos que se van quedado más débiles y estimula la papila dérmica, al aplicarse en el cuero cabelludo del hombre o la mujer. Cuanto mayor es su concentración, entre el 2% y el 5%, mayor es su efectividad, y suelen verse resultados a partir del tercer mes de tratamiento. Es importante que, al menos, se mantenga su aplicación durante seis meses.

Finasteride: ralentiza la caída capilar y miniaturización del pelo

Con respecto al finasteride, es un fármaco en comprimidos que consigue ralentizar la caída capilar y mejorar su miniaturización, aunque en este caso, tal y como indican desde la Academia Española de Dermatología (AEDV), no debe emplearse en mujeres en edad fértil por el riesgo que supone para el feto. Para poder comenzar a observar resultados, la dosis diaria debe ser de un miligramo durante, al menos, medio año. Es más efectiva en los casos de pérdida de cabello en la coronilla o la parte posterior de la cabeza que en la zona frontal. Por ello, el equipo médico de la Clínica Injerto Capilar Doctor Antonio Burgos recomienda combinarlo junto al minoxidil para un mayor éxito.

Plasma rico en plaquetas para el crecimiento del pelo

Existe otro tipo de tratamiento más sofisticado que es la bioestimulación capilar con infiltraciones controladas de plasma rico en plaquetas (PRP). Una técnica que detiene la caída del cabello, refuerza la raíz e induce a la formación de nuevos capilares, entre otros beneficios. Para llevarlo a cabo, se realizan cuatro pasos: primero, se le realiza al paciente un análisis de sangre. Después se centrifuga, formando tres capas según su densidad –glóbulos rojos o capa inferior, glóbulos blancos o capa media y plaquetas o capa superior–. Una vez hecho esto, se selecciona el plasma y se activa gracias a la aplicación de cloruro cálcico, con el fin de liberar los factores de crecimiento. Por último, se procede a infiltrar el PRP mediante mesoterapia, con microinyecciones, en las zonas a tratar.

Tratamiento médico capilar de la alopecia (femenina y masculina) en Clínica Injerto Capilar Madrid

¿Solución para la caída del pelo? Injerto capilar en Madrid

Si no funciona ninguna de estas terapias, la persona afectada tendrá que pasar por quirófano para someterse a un injerto. En la Clínica Injerto Capilar Doctor Antonio Burgos, se utilizan dos métodos. Uno de ellos es la técnica FUE (Follicular Unit Extraction), un procedimiento que consiste en la extracción de unidades foliculares de la zona donante para ser trasplantadas al área a repoblar. La intervención se realiza con anestesia local y no necesita ingreso en el centro, es muy poco invasiva, no deja cicatrices visibles ni necesita puntos de sutura. Por ello, el postoperatorio de la cirugía de injerto capilar es muy breve y el paciente puede retomar su vida habitual en poco tiempo.

FUE Patchy, trasplante capilar sin rapar

Una variante de esta técnica es la FUE Patchy, elegida por aquellos que no desean someterse a un rapado de la zona donante, por llevar el pelo largo o por una cuestión social o laboral. En este caso, el rasurado se realiza con finas líneas en la cabeza, ocultas bajo el resto de la melena, y de ahí se retiran los folículos. Es el método preferido por las mujeres que prefieren mantener el largo de su cabello.

Médico especialista en injerto capilar en Madrid

Por otro lado, para aquellas personas que no disponen de cantidad o densidad suficiente en la cabeza, se utiliza el Body Hair Trasplant (BHT), un procedimiento con el que se extrae el vello de otras zonas corporales, como el pecho o las piernas, y que suele utilizarse también para trasplantes capilares en la barba o de pelo en las cejas.

Clínica Injerto Capilar Madrid

Clínica Injerto Capilar Madrid, injerto capilar en Madrid

La Clínica Injerto Capilar Doctor Antonio Burgos es una institución médica que ofrece a sus pacientes la mejore solución estética en injerto capilar y tratamiento médico del cabello en su centro especializado de Madrid. La clínica, fundada por el doctor Antonio Burgos, persigue la excelencia del sentimiento estético como vehículo de transmisión de sensaciones y experiencias, como búsqueda interna y externa del bienestar y de la armonía de los pacientes.

Información útil para el paciente

Tratamientos para frenar la caída del cabello en hombres y mujeres
4.9 (97.14%) 7 votos